Juan Manuel Santos cree que el acuerdo de paz con las FARC es ‘irreversible’


El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos. (EL PAÍS)

El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, considera que los acuerdos de paz con las FARC son “irreversibles” y desea un acuerdo marco con Ejército de Liberación Nacional (ELN) antes de despedirse de la jefatura del Estado, reporta EFE.

Santos cerró este lunes en Madrid una pequeña gira por capitales europeas, a dos semanas de los comicios presidenciales tras los que dejará el poder.

En un encuentro en la capital de España al que asistieron diplomáticos, empresarios y periodistas, Santos se mostró convencido de que, con la paz, el futuro y el desarrollo de Colombia “será más fácil” y dijo que entregará un país mejor que el que recibió.

“Hace ocho años nadie se imaginaba que fuera posible culminarlo (el proceso de paz) con éxito. Cuando lo decía la gente me miraba con escepticismo, pero lo logramos porque generamos las condiciones”, dijo Santos, quien admitió la existencia de detractores, en especial cuando se trata de “trazar la línea entre justicia y paz”.

Hizo hincapié en que la Corte Constitucional respaldó los acuerdos y los calificó de “irreversibles”, de modo que el que asuma el poder en los próximos meses tendrá que mantenerlos.

Uno de los aspirantes a sucederle es el candidato conservador Iván Duque, por cuya política económica fue preguntado Santos.

“Colombia tiene una larga tradición de un manejo responsable de la economía, con instituciones que funcionan… No hay mucho margen para cambiar la política fiscal, que está en la Constitución. Eso da confianza a los inversores”, aseguró el presidente.

Del proceso de paz, dijo que ha puesto en el centro a las víctimas del conflicto.

“Ya hemos reparado a 800.000 víctimas, pero son ocho millones”, aseguró Santos. Añadió que ya se ha empezado a devolver tierras a campesinos.

Iván Duque, del derechista Centro Democrático que encabeza el expresidente Álvaro Uribe, feroz opositor de Santos, lidera los sondeos.

La construcción de la paz puede demorarse “una o dos generaciones” y será un proceso “largo y difícil, pero hay que hacerlo para que sea paz estable y duradera”, dijo Santos.

De las amenazas de muerte a su antecesor, Uribe, Santos señaló que, gracias a informaciones de los servicios de inteligencia, fue él mismo quien se las informó y lamentó que se hayan conocido, porque eso dificulta que se puedan investigar, pero añadió que el expresidente “está más protegido que nunca”.

Santos reconoció que en los últimos años ha crecido el cultivo de coca en Colombia y asumió la responsabilidad de un hecho que atribuye a que en las negociaciones con las FARC se impuso la sustitución de muchos cultivos, lo que llevó a campesinos a plantar coca para luego beneficiarse de ayudas para erradicarla.

Santos fue presentado por el expresidente del Gobierno español Felipe González, quien elogió la gestión del colombiano y le dio las gracias “por abrir la esperanza y hacer posible” la paz.

González, quien conoció a Santos en 1992, dijo que construir la paz es más difícil que hacer la guerra y destacó que el mandatario colombiano ha tenido el acierto de poner como prioridad a las víctimas de un conflicto de décadas a la hora de abordar la reconstrucción del país.

El ELN dice que sus actividades militares por las elecciones

Entretanto, Ejército de Liberación Nacional (ELN) aseguró que cesará sus actividades militares por cinco días, incluyendo el fin de semana del 27 de mayo, en el que se celebran las elecciones presidenciales en Colombia, reporta la AFP.

El ELN que cuenta con unos 1.500 combatientes, retomó la semana pasada sus diálogos de paz con el Gobierno, en reuniones que se realizan en La Habana.

El ELN “cesará actividades militares” desde el 25 hasta el 29 de mayo “para aportar a una condiciones favorables que le permitan a la sociedad colombiana expresarse en las elecciones”, anunció la organización ilegal armada.

La información fue divulgada en el editorial titulado “Unos cesan el fuego y otros no” de la última edición de su revista Insurrección, publicada este lunes.

El ELN dijo “esperar que este espíritu de conciliación (…) sea respondido con una conducta similar” por parte del Gobierno.

En el reinicio de las negociaciones, el 10 de mayo, el jefe negociador del ELN, Pablo Beltrán, expresó preocupación por “las dificultades” e “incumplimientos” que enfrenta la aplicación del acuerdo de paz que desarmó y transformó en partido a las FARC.

Aseguró que “de un año a otro ha crecido un 20% el asesinato de líderes sociales y opositores” y que, pese a los reclamos, se está “configurando un genocidio de la oposición que actúa en la legalidad”.

“Comprenderán la preocupación nuestra, porque si a nosotros se nos invita a dejar las armas y a hacer la lucha política en la legalidad, pero nos está esperando ese escenario, deben entender de que no son muchas certezas las que nos esperan”, añadió.

Ignacio Ramonet presenta “Cien horas con Fidel” en Santiago de Cuba – CMKW Radio Mambí
En Alemania y Austria: grupo camagüeyano Teatro del Viento