La embajadora de EEUU ante la ONU recibe a una representación de las Damas de Blanco


Nikki Haley (3-i) con las representantes de las Damas de Blanco. (DDC)

Las representantes de las Damas de Blanco Lourdes Esquivel, Dolia Leal y Blanca Reyes se reunieron este jueves en Nueva York con la embajadora de EEUU ante las Naciones Unidas, Nikki Halei, en un encuentro en el que hablaron durante 20 minutos sobre la represión que sufren los activistas de derechos humanos en la Isla.

En la cita también estuvieron presentes Clara del Valle, Laly Sampedro y Cristina Canales, de la Fundación Nacional Cubano Americana (FNCA).

Canales describió el encuentro como “algo sumamente positivo” y destacó que tuvo lugar el mismo día que Washington se pronunció contra el régimen cubano ante el Consejo de Derechos Humanos de la ONU.

En una declaración leída en Ginebra, durante el Examen Periódico Universal, EEUU sostuvo que “la transición presidencial de abril volvió a privar al pueblo cubano de cualquier elección real en la configuración del futuro de su país”.

También condenó que el Gobierno cubano “continúa criminalizando a la sociedad civil independiente y restringe severamente las libertades de expresión, asociación, religión o creencia y el derecho de reunión pacífica”.

Según Canales, en la reunión de este jueves “Haley reiteró el compromiso del Gobierno de EEUU con la libertad de Cuba” y confió “en que con la solidaridad, el apoyo mundial, y el trabajo de las Damas de Blanco, se logrará la libertad de Cuba”.

Por su parte, Blanca Reyes puso énfasis en la “solidaridad” que recibieron en la reunión y en la “receptividad” con que fueron escuchadas y Esquivel contó pormenores de las golpizas y demás abusos que sufren las Damas de Blanco en Cuba.

En opinión de Reyes, “las Naciones Unidas tienen un papel muy importante en la observación de los derechos humanos en Cuba, porque la dictadura tiene un empeño especial en tener el dominio en esa institución, cuando, en realidad, el régimen es cada vez más represivo y brutal. En especial con las Damas de Blanco”.

En su declaración en Ginebra, el Gobierno de EEUU instó al régimen de La Habana a “reformar su sistema de partido único para permitir elecciones multipartidistas genuinamente libres y justas que brinden a los ciudadanos opciones reales con respecto a su gobierno”.

También le exigió “detener la práctica de arrestar arbitrariamente a periodistas, miembros de la oposición y defensores de los derechos humanos, incluso de forma preventiva, y adoptar un marco legal que garantice la independencia judicial”.

Por último, demandó la “liberación de personas detenidas o encarceladas arbitrariamente por reunirse pacíficamente, investigar e informar sobre actividades gubernamentales, o expresar disidencia política, y permitirles viajar sin restricciones tanto a nivel nacional como internacional”.

Las Damas de Blanco se llevan este jueves a Cuba el Premio Milton Friedman por la Libertad 2018. El galardón es otorgado por el Instituto Cato cada dos años a un individuo (en este caso organización) que haya realizado una contribución significativa al avance de la libertad humana. Varias mujeres fueron impedidas de salir de la Isla para asistir a la ceremonia de entrega.


Servicio de noticias en salud Al Día – California registra récords de ITS en 2017
ofrece declararse culpable y pagar 14 millones a Hacienda