Trump: 'Creo que Cuba es responsable de los ataques' al personal de EEUU


El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, aseguró este lunes que cree que “Cuba es responsable” de los supuestos ataques acústicos que han sufrido 22 funcionarios estadounidenses en La Habana, y que han desatado una crisis diplomática bilateral, reporta EFE.

“Sí creo que Cuba es responsable, sí lo creo”, dijo Trump en una conferencia de prensa en la Casa Blanca después de una reunión con el líder de la bancada republicana en el Senado, Mitch McConnell, con quien se reunió momentos antes.

Trump no explicó si cree que La Habana perpetró los ataques o si simplemente tiene la responsabilidad de ellos porque ocurrieron en suelo cubano, precisa la agencia de noticias AP.

Anteriormente, Washington sostuvo que era responsabilidad del Gobierno cubano mantener a los trabajadores estadounidenses seguros en el país, de acuerdo con los convenios internacionales que así lo exigen.

Estados Unidos afirma que tiene “confirmados médicamente” 22 casos de los raros episodios.

Los ataques invisibles, todavía inexplicados, colocaron las relaciones bilaterales en el punto más tenso en décadas. En las últimas semanas, Washington casi cerró su embajada en la Isla y expulsó a varios representantes de la nación caribeña en suelo norteamericano.

La semana pasada John Kelly, el jefe de Gabinete de Trump , aseguró que el Gobierno cubano podría detener o haber detenido los ataques.

El Departamento de Estado estadounidense ha insistido en que desconoce “qué o quién” provocó esos incidentes que comenzaron a finales de 2016 y que se han reportado también el pasado agosto, un tema que está investigando el Buró Federal de Investigaciones (FBI).

El Gobierno cubano ha negado en varias ocasiones toda responsabilidad en los incidentes y ha asegurado que los ha estado investigando desde que tuvo conocimiento de ellos.

Sobre estos ataques, poco se sabe hasta ahora: los sitios donde tuvieron lugar (las viviendas del personal diplomático, los hoteles Nacional y Capri), un número de afectados (22 estadounidenses y cinco canadienses), presuntas afectaciones médicas como pérdida de la audición, así como la descripción de lo que oyeron los afectados: un ruido “alto y ensordecedor, similar al zumbido creado por los insectos o a un metal arañando el suelo.

Venezolanos exiliados creen que nuevo liderazgo encausará lucha contra Maduro
Corea del Norte advierte que una guerra podría estallar en cualquier momento